Los mejores Yorkshire Terrier del mundoViajar con perros

Viajar con un perro exige algo más que atención por nuestra parte. Tenemos que hacer nuestra maleta y la de nuestra mascota, buscar el alojamiento que  admita perros y encontrar el que se ajusta a nuestro presupuesto.

Aunque cada día el número de alojamientos que admiten perros vaya en aumento, por desgracia, en nuestro país aún hay muchos hoteles, campings, casas y pisos que no admiten animales.

Por lo tanto, es importante que antes de escoger nuestro destino, investiguemos si existen lugares en los que nos podamos alojar en compañía de nuestro perro.

También es importante que cuando nos hospedemos en algún sitio seamos respetuosos, procuremos que nuestro perro no moleste y vayamos limpiando sus pisadas o los pelos que pueda ir soltando, ya que es la única forma de que cada vez más alojamientos admitan animales de compañía.

Y, por supuesto, si nuestro perro destroza algo debemos hacernos cargo de pagarlo o de reponerlo.

Antes de salir de casa es imprescindible que el perro tenga  todas sus vacunas al día, como la  la rabia, el moquillo, la hepatitis, la leptospirosis, la parvovirosis y la de la tos de las perreras.

Además, deberá estar protegido contra parásitos externos como pulgas y garrapatas, y en las zonas en que laleishmaniosis y la filariosis sean endémicas, es necesario protegerle convenientemente contra estas graves enfermedades.

Preparando la maleta de nuestro perro

Cuando preparemos nuestra maleta tenemos que tener en cuenta que nuestro perro también necesitará algunas cosas para el viaje:

  • La cartilla de vacunación actualizada, por si ocurre algún incidente que haga necesaria su presentación.
  • En caso de viajar al extranjero, el Pasaporte para Animales Domésticos.
  • Llevar la dirección de algún centro veterinario que esté cerca de donde nos alojamos.
  • Es conveniente que la alimentación de nuestro perro sea la misma a la que está acostumbrado. Lo más recomendable es que la llevemos nosotros, no sabemos si donde vamos podremos encontrar la misma marca a la que está acostumbrado nuestro perro.
  • Tampoco debemos olvidar otras cosas importantes para el día a día de nuestro perro como son el bebedero, algunos juguetes, la cama, una manta…

Medios de transporte

En función de nuestro destino, el viaje lo podremos hacer en coche, en tren, en avión, en barco o en autobús. Las normativas en cuanto al transporte público son bastante diferentes en cada compañía, por lo que es imprescindible pedir dicha información antes de comprar cualquier billete.

Como norma generalizada, nos pedirán acreditación sanitaria ya sea mediante el Pasaporte para animales domésticos o bien mediante un Certificado de buena salud expedido por un veterinario.

Viajar en coche con perro

El medio de transporte más cómodo para nuestro perro es el coche, ya que estamos en contacto con él en todo momento y, si pasase cualquier cosa, podríamos parar el vehículo y atenderlo al instante. Por otra parte, aunque nuestro perro sea muy dócil y se porte muy bien cuando viaja en coche, es necesario tomar una serie de medidas que hagan el viaje un poco más agradable y seguro, tanto para el animal como para el resto de los ocupantes.  Según la normativa vigente, el perro está obligado a ir bien asegurado:

  • En un transportín (si es un perro de tamaño pequeño).
  • En un espacio separado del conductor delimitado por una estructura metálica plegable y adaptable a todo tipo de vehículos (lo más cómodo para los perros grandes). La Dirección General de Tráfico prohíbe que los animales estén sueltos en el coche o que vayan en el asiento delantero porque pueden representar un peligro para la conducción.
  • O también puede ir atado con un cinturón de seguridad para perros, que se coloca de forma parecida a un arnés. Es muy útil para trayectos cortos, pero en distancias largas el perro estará incomodo, ya que no le permite mucha libertad de movimiento.

Cuando viajemos en coche, también es importante tener en cuenta que:

  • El perro debe estar acostumbrado a viajar en coche.
  • Si nuestro perro es propenso a marearse, no debemos darle de comer antes de iniciar el viaje. Y, por si acaso, también podemos hacerle tomar una pastilla anti-mareo y colocar una toalla en su sitio (para evitar que manche la tapicería).
  • Si antes de salir, el perro hace ejercicio, estará más cansado y en consecuencia más calmado durante el viaje.
  • En ningún caso podemos viajar con el perro dentro del maletero del coche. Si hay una mala combustión, los gases desprendidos por el motor pueden ser mortales para el animal.
  • El perro no debe sacar la cabeza por la ventanilla, podría contraer enfermedades como otitis o conjuntivitis.
  • En los viajes largos hay que prever paradas periódicas cada 1 o 2 horas para que el perro pueda beber y “estirar las piernas” tal como lo haríamos nosotros mismos.
  • Cuando vayamos a hacer una parada es importante atar la correa al animal antes de salir y no soltarlo hasta asegurarnos de que en la zona no hay peligro para que pueda correr libremente. Si nos viésemos obligados a dejar momentáneamente al animal dentro del coche, deberemos buscar un lugar en sombra y abrir ligeramente las ventanillas. 

Viajar en avión

Como hemos apuntado antes, cada compañía tiene su propia normativa, por lo que antes de comprar un billete es importante que nos informemos. Normalmente, en función del peso, nuestro perro podrá viajar con nosotros en cabina o tendrá que ir dentro de una jaula en la bodega. Para viajar en cabina existen una serie de requisitos:

  • Autorización previa por parte de la compañía ya que es habitual que exista una limitación en el número de animales admitidos. Nuestra petición podría ser denegada si ya hubieran otras reservas previas
  • Animal pequeño, peso inferior a los 6 Kg.
  • Un transportín seguro y confortable.

Tanto si nuestro perro viaja en cabina o en la bodega tendremos que abonar la tarifa correspondiente. Esta tarifa varía según la compañía que utilicemos, aunque lo normal es que apliquen un precio por Kg. (precio por bulto, animal + transportín) que puede oscilar entre los 20/25€, es decir, si tu perro pesa 4 Kg. pagarás en torno a 90€. Por lo general los perros con un peso superior a 6-7 Kg deberán viajar en la bodega, situación que les provoca bastante estrés. Consulta con tu veterinario la posibilidad de administrarle algún sedante antes del viaje y procura evitar este tipo de viajes. Como excepción, los perros guía de personas invidentes están exentos de cualquier pago, eso sí, han de ir equipados, con bozal, correa y collar.

Viajar en barco

El barco suele ofrecer varias alternativas donde alojar a los animales durante el trayecto:

  • En la bodega, en contenedores apropiados o en el interior de nuestro coche.
  • En la cubierta, junto a otros animales, en jaulas con compartimentos.
  • En la cabina, con nosotros, en un contenedor apropiado.

Viajar en tren

Algo parecido ocurre en el tren, a excepción del cercanías (en España), donde el perro viaja siempre con nosotros. Normativa para viajar con perros en los trenes de la Renfe: Alta velocidad –  larga distancia

  • Se admitirán para su transporte a los perros guía de invidente, que podrán acompañar gratuitamente a su titular, siempre que se presenten provistos de cadena y bozal, si fuera necesario por su agresividad.
  • Se admitirán para su transporte pequeños animales domésticos, siempre bajo la custodia del viajero que los lleve si no se oponen los otros viajeros o se producen molestias a los mismos, siendo responsable aquél de los daños que estos pudieran ocasionar. Los animales deberán ir, cuando proceda, con la guía de sanidad, en las condiciones higiénico-sanitarias y de seguridad previstas en la legislación vigente.
  • El transporte se limitará a pequeños animales domésticos, entendiendo como tales, perros, gatos y aves (no de corral). Se admitirá como máximo un solo animal por viajero, siempre dentro de una jaula o elemento con dispositivo que permita contener y retirar los residuos. Como regla general no se admitirán animales cuyo peso máximo exceda  de seis kilogramos y contenedores con  dimensiones superiores a: 60x 35×35 cm. No obstante las excepciones, en su caso,  a estos requisitos se determinarán según el tipo de tren y producto.
  • Este transporte se podrá realizar en todos los trenes de Alta Velocidad y Larga Distancia y se podrán establecer condiciones específicas dependiendo de las características de determinadas series de trenes.
  • El precio y condiciones serán establecidos en las condiciones específicas editadas  al efecto por Alta Velocidad y Larga Distancia, que estarán a disposición de los viajeros.

Media distancia

  • Se admitirán para su transporte a los perros guías de invidente, que podrán acompañar gratuitamente a su titular, siempre que se presenten provistos de cadena y bozal, si fuera necesario, por su agresividad.
  • Se admitirán para su transporte pequeños animales domésticos, siempre bajo la custodia del viajero que los lleve si no se oponen los otros viajeros o se producen molestias a los mismos, siendo responsable aquél de los daños que estos pudieran ocasionar. Los animales deberán ir, cuando proceda, con la guía de sanidad, en las condiciones higiénico sanitarias y de seguridad previstas en la legislación vigente.
  • El transporte se limitará a pequeños animales, como perros, gatos y aves, cuyo peso máximo no exceda de seis kg. Se admitirá como máximo un solo animal por viajero, siempre dentro de una jaula con dispositivo que permita contener y retirar los residuos. Las dimensiones de la jaula no deben superar 60x 35x 35 cm.
  • Este transporte se podrá realizar en todos los trenes de Media Distancia, si bien, podrá limitarse en aquellos trenes con saturación de viajeros. Se podrá establecer máximos por tren y coche para este transporte. Este transporte no ocupará asiento ni podrá disponer de reserva de plaza. El precio será el establecido en la tarifa vigente.

Cercanías

  • Se admitirán para su transporte a los perros guía de invidente, que podrán acompañar gratuitamente a su titular. Irán provistos de cadena y bozal, si fuera necesario por su agresividad.
  • Se admitirán para su transporte pequeños animales domésticos, siempre bajo la custodia del viajero que los lleve, si no se oponen los otros viajeros o se producen molestias a los mismos, siendo responsable aquél de los daños que estos pudieran ocasionar. Los animales deberán ir, cuando proceda, con la guía de sanidad, en las condiciones higiénico sanitarias y de seguridad previstas en la legislación vigente.
  • Se admitirá como máximo un solo animal por viajero.
  • Este transporte se podrá realizar en los trenes, horarios y estaciones que se autoricen en cada Núcleo de Cercanías. La información correspondiente a dichos extremos estará a disposición de los viajeros.

Destinos

 

Viajar al extranjero

Este tipo de viajes suele necesitar una tramitación extra, por lo que es conveniente planificar el viaje con tiempo suficiente para evitar inconvenientes de última hora. También hay que tener en cuenta que, de manera generalizada, no está permitido viajar con animales menores de tres meses. Lo primero que necesitamos conocer antes de viajar son los requisitos solicitados por la aduana del propio país al que nos desplacemos. Lo más recomendable es ponernos en contacto con la embajada o el consulado, donde nos podrán asesorar detalladamente para evitar desagradables sorpresas posteriores.  Si viajamos por Europa, los requisitos no varían mucho de un país a otro. Tanto en países de la Unión Europea como en la mayoría de los restantes, está unificado el “Pasaporte para Animales Domésticos”. Este documento es válido para perros, gatos y hurones y contiene, bien actualizada, toda la historia sanitaria del animal y todos sus datos identificativos. El Pasaporte debemos tramitarlo a través de nuestro veterinario.  Estos son los requisitos sanitarios para el desplazamiento de perros entre países de la Comunidad Europea y del entorno (Andorra, Islandia, Liechtenstein, Mónaco, Noruega, San Marino, Suiza y Vaticano):

  • Pasaporte para Animales Domésticos, al día en vacunación y desparasitación.
  • Identificación mediante tatuaje o microchip.
  • Vacuna contra la rabia.

En general, estos son también los requisitos básicos e imprescindibles para viajar con nuestro perro a cualquier país aunque, en función de donde nos desplacemos, deberemos presentar otros certificados sanitarios complementarios. Aquí tienes un listado de los más frecuentes:

  • Tratamiento contra equinococos.
  • Tratamiento contra garrapatas.
  • Control vacuna antirrábica, valoración de anticuerpos neutralizados.
  • Vacuna contra Leptospirosis y Distemper.
  • Certificado de buena salud según modelo, expedido por un veterinario oficial o visado por autoridades competentes en el país de origen.

Viajar en verano

A la mayoría de nosotros nos gusta tomarnos las vacaciones en verano y viajar hacia sitios cálidos. Uno de ellos, la costa. Si vamos a una playa en la que la entrada de perros no esté prohibida y nuestro perro se baña en el agua, tenemos que saber que, debido al agua salada y a la arena, la piel y el pelo se resecan. Lo más recomendable es que después del chapuzón, una vez en casa, bañemos al perro con agua dulce (sin jabón) y eliminemos los restos de sal. Si es la primera vez que nuestro perro entra en contacto con el mar puede ser que, al nadar, trague bastante agua y en consecuencia, presente gastroenteritis acompañada de vómitos y/o diarreas. En la mayoría de las ocasiones, los vómitos y la diarrea no durarán más de 24 horas. Por otra parte, debemos saber que en la mayoría de playas no permiten la entrada de perros, por lo que si decidimos ir a darnos un chapuzón con el perro es recomendable tener en cuenta:

  • Que el perro no moleste al resto de bañistas.
  • Ir en las horas que la playa esté menos concurrida.

Las quemaduras por el sol directo son sumamente raras en los perros, aunque en ocasiones pueden presentarse en la zona de las orejas o en aquellos casos en los que el perro lleve un corte de pelo muy a ras. Para evitar el temido golpe de calor, es recomendable evitar prolongadas exposiciones al sol y mojar de vez en cuando al animal.

La vuelta

Una vez en casa, es recomendable pasar por nuestra clínica habitual para hacer una revisión general y comprobar que nuestro perro se encuentra en perfecto estado.

Otros temas que también te puede interesar..


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Suscríbete a nuestros canal


Etapas del cachorro


Aprende con nuestros tutoriales








Nuestras Bellezas..


Yorkies de cine

Los mejores Yorkshire Terrier del mundo

Charioo Nové Kasio

Los mejores Yorkshire Terrier del mundo
Los mejores Yorkshire Terrier del mundo
Videos Cachorros Kirdalia Yorkshire
Los mejores Yorkshire Terrier del mundo
Los mejores Yorkshire Terrier del mundo

CH Galicien Pam`Pommeraie


CONOCER LA RAZA YORKSHIRE TERRIER
LOS YORKSHIRES MAS GUAPOS DEL MUNDO


Destacados

Melody de Kirdalia
Karmen de Kirdalia
Mygord Spirit, Kirdalia Yorkshire Terrier, Criadores Yorkshire Madrid Spain
Marcela de Kirdalia
Kirdalia Yorkshire Terrier, Criadores Yorkshire Madrid Spain

Imágenes de nuestros peques

Los mejores Yorkshire Terrier del mundo
Los mejores Yorkshire Terrier del mundo

Estandar del Yorkshire Terrier

Los mejores Yorkshire Terrier del mundo3

Natación / Hidroterapia

Los mejores Yorkshire Terrier del mundo
Los mejores Yorkshire Terrier del mundo

Kirdalia Yorkshire Terrier


Los mejores Yorkshire Terrier del mundo

Mélody de Kirdalia

Los mejores Yorkshire Terrier del mundo

Dark Vader de Kirdalia

Los mejores Yorkshire Terrier del mundo

Categorías


Desde Kirdalia Yorkshire Terrier, queremos advertir que nuestros Yorkshires Terriers, no se publican en páginas de anuncios ni en redes sociales. Como tampoco se contacta a través de ningún otro número de teléfono que no sea el nuestro: 629 660 846